26 de septiembre de 2016

Magialdia - Sábado y domingo - Crónica


Ya estamos en Sábado, hoy tenemos un largo día por delante y empezamos un poco más pronto, a las 10h. con la interesante presentación del libro La Magia Creativa, de Adrián Carratalá, Edu Latorre y Manuel Leal.
La Magia Creativa. Nos presentó el libro Adrián Carratalá, reciente Campeón Nacional de invención en Granada, que tuvo la no fácil misión de en poco tiempo, explicar el contenido del libro e intentar convencer a la gente de la importancia de la creatividad y de la búsqueda de la originalidad. La búsqueda en definitiva, de tu propia magia, de tu propia forma de expresar, intentando rehuir toda aquella presentación que te puedes encontrar en la mayoría de los colegas a la hora de realizar los clásicos o cualquier otro juego que se hace popular. No hay mejor ejemplo cuando un compañero intenta emular a Dani Daortiz realizando un efecto suyo y a su vez imita su forma de presentarlo. El descalabro por regla general es impresionante. La búsqueda de tu personalidad mágica es tan importante como el aprendizaje de la técnica más básica. Si tenemos una forma única y diferente de pensar y de actuar al del resto de la gente, en nuestra vida ordinaria, (o quizás no), no sería extraño que tu forma de actuar se diferenciara del resto de los magos. Se dice fácil, pero no lo es, al menos en el mundo del mago amateur y semi profesional.
Este libro dividido en Teoría – Práctica – Efectos – Anexo, quiere ser un manual de trabajo sobre, como el título dice, por fin un título con sentido: La Magia Creativa.


Me alegro que a estos compañeros les vaya bien, con este proyecto y su tienda Undermagic, creando productos nuevos.

A continuación y sin estar programado, Antonio Romero explicó su nuevo producto. Tenía un espacio en la feria, pero desde luego el poder mostrarlo a todo el mundo en un único lugar no tiene comparación. Se trata de una BOLSA con unas muy buenas propiedades para diversos efectos mágicos de apariciones, desapariciones y cambios. Un muy buen producto, muy bien fabricado, como siempre en el caso de Antonio. Muy recomendable.


A las 11h. de la mañana tuvimos la conferencia de Yves Carbonnier, titulada Rutinas, técnicas y cartas. Una semana después, mi mala memoria me juega una mala pasada y poco puedo decir de él, salvo un manejo con una carta doble y un control de 4 cartas.


A las 12.30h. la conferencia de Michael Vincent donde nos explicó alguna rutina trabajada en la gala de día anterior.
Tampoco puedo recordar mucho más, salvo un falso deposito por sonido bastante interesante.


A las 16h. tenemos la conferencia del enorme Christian Engblom. Su conferencia nos dejó mejor sabor de boca que la actuación de la gala. Nos mostró diversos efectos y su predilección por los chismes secretos, también llamados gimmicks. Un gran mago creativo, toda una suerte tenerle en Magialdia, ya que a pesar de ser un Fat Brother, no le vemos mucho por aquí.


Como es habitual en sábado a esta hora, salimos todos a la carrera hacia el Teatro Principal para la Gala Internacional de Magia de Escena. Y decimos a la carrera, porque como llegues tarde, como le paso a Anthony Blake, no te dejan entrar. Así son los vascos.

Gala Internacional de Magia de Escena

Franz Koffer (Hungría). También conocido como Kohalmi Ferenc, abrió la Gala, con un número acompañado con música de piano en directo, mientras el hacía su número de manipulación de cartas, bolas y pañuelos. Muy buena manipulación, me gustó su número salvo por su curioso y pálido vestuario.


Vean este video, vale la pena:


Curioso vestuario, de tonos tan apagados, que tenía una aire a muro del este.


Kenris and Aurelia (France). Pareja que ya hemos visto en este número:


Sin embargo el que trajeron en esta ocasión, con buenas intenciones, no llegó a alcanzar a la mayoría del público.


Vadim Savenkov (Rusia) tuve la oportunidad de verlo en Barcelona hace poco en el Festival Geni d’Or, y aunque no ganó el festival, fue seleccionado a participar en Magialdia. Un número de efectos mágicos inconexos, con doble aire de surrealismo (ya que de por sí la magia es surrealismo), una pizca de humor y emulando al personaje de El hijo del hombre de René Magritte. Personalmente me gustó más su actuación en Barcelona que en Vitoria y por su puesto sigo prefiriendo el número de Ricardo Harada, sobre este mismo personaje de René Magritte, que también tuvimos la oportunidad de ver años atrás en Magialdia.



Nathalie Romier (Francia). Ganó el año pasado el campeonato de magia de la FFAP de Francia. Un número con un hilo conductor entretenido y cambios de traje sin necesidad del compañero perchero, como en otras parejas que realizan transformismo. Se llevó una gran ovación.



Cheol Yong, CY (Corea del Sur). Llevó acabo una rutina de palomas, súper lenta.





Donde determinados elementos del mago, como pañuelos o guantes se transforman de color, de blanco a rojo.
Un buen número con aires grandilocuentes.

Enzo Weyne (Francia). Cerró la gala con una serie de números que llamamos grandes ilusiones. Supongo que la cerró por tema logístico y no por ser el número más potente. De igual manera, fue el artista, dejándome un sabor agridulce.
Empezó con este número de peligro y escapismo, que no tenía ninguna credibilidad y resultó hasta cómico con una bomba de T.N.T.


También hizo este efecto que podemos ver en el siguiente video:


Como número a destacar fue la levitación de un espectador (real) del público.

Cerró con un número de magia, con una gran caja de magia, con la que en vez de un efecto de magia demostró lo tramposa que puede ser la caja.

Presentando la gala el argentino Radagast. Cómico, payaso y mago.

Una muy buena presentación de los artistas, con números simpáticos, donde destacaría el juego clásico de la sal.


Como único pero es que en ciertas ocasiones no se le entendía bien, ya sea por el acento argentino o quizás por la falta de vocalización al hablar tan rápido. Por lo demás me pareció una muy buena presentación.

Una gala en términos generales correcta, aunque no habría cerrado con las grandes ilusiones.
Es arriesgado traer a gente relativamente poco conocida, y siempre te puedes encontrar con algún traspiés, pero a su vez estaría bien que se cerrara con algún gran número como por ejemplo, este año, Hector Mancha, que aunque los magos ya lo hemos visto, no todos los días se puede ver al reciente Gran Premio del último Mundial Fism.

Acabó la gala, nos fuimos a cenar y después una visita por un local de copas, que se ha convertido en tradición. Un local nocturno donde todo mago de buena y mala fama se pasa para refrescar el gaznate.

El domingo, a pesar de empezar a las 11h., hice campanas y no asistí a la presentación del libro A fuego lento II, de Joaquin Matas.
Ya tengo el segundo libro, obligatorio por cierto, de cuando lo presentó en Barcelona. Por lo tanto preferí dormir un poco más después de la visita al local nocturno la noche anterior.

Para acabar las actividades y el congreso a las 12.30h. tuvimos como el año anterior a Roberto Giobbi, Jesús Etcheverry, Manolo Tena y Toni Cachadiña, con la conferencia: Desengaño a ojos vista.
Hicieron un breve repaso a los primeros libros de magia escritos en español, con unas muy breves demostraciones de juegos que se explicaban.
Comentaron lógicamente el libro de Pablo Minguet, Engaños a ojos vista, cómo el no tan conocido y contemporáneo Zamorano que parece ser que escribió en contrapartida al libro de Pablo Minguet.







“La obra de Pablo Minguet e Yrol (c. 1705-1801), Engaños a ojos vistas, y diversión de trabajos mundanos12  (1733), considerada la primera publicación en español sobre juegos de manos. La obra de Pablo Minguet no es inédita, sino más bien una recopilación de textos anteriores publicados en Francia; no obstante, en su momento fue un éxito editorial y se reeditó hasta cinco veces en un corto periodo de tiempo. Este éxito motivó la aparición de varias ediciones piratas, pero la lucha vehemente del autor consiguió retirar casi todas del mercado. Se trata de la obra de magia que más difusión ha tenido, y se pueden encontrar más de veinte ediciones distintas hasta 1935. Aunque fue muy alabada en su tiempo también tuvo detractores: Diego José Zamorano publicó en 1740 Thesoro atractivo de curioso, y desengaño de engaños13 , obra en la que critica la manera que Minguet tenía de exponer los juegos, ya que, a su juicio, ni era mago ni sabía hacer juegos de manos”[1].

También nos hablaron sobre el libro Tío Cigüeño, publicado como El brujo en sociedad (1839) y el Prestidigitador Optimus de Joaquim Partaguas (1900).

Resultó una charla muy interesante, donde nos damos cuenta como ha evolucionado la magia y que técnicas cartomágicas se realizaban ya en esa época. Un aspecto curioso en el no había recaído es que también el manejo de las cartas y sus técnicas están ligadas con la fabricación de las barajas y su calidad. Resultando mucho más complicado realizar un enfile en aquella época. A su vez resultaba común la realización de cartas largas, en vez de cartas cortas, debido a que por aquella época los cortes de las cartas eran más irregulares y resultaba más fácil localizar una carta más larga, que una más corta.
No podemos olvidar otro gran momento del congreso y que cerró esta charla. Fue ver realizar a Joaquin Matas, una rutina real de cubiletes, caracterizado, con unos cubiletes históricos prestados por Magicus.



 
Todos estos libros se pueden descargar en la web de Magialdia, aunque son fácilmente descargables gratuitamente por internet en formato PDF.

Otro año más, Magialdia, cumple con las expectativas, hay que dar mil gracias a toda la organización y particularmente un abrazo al que más conozco de ellos, Jon Oscoz. Magialdia se ha convertido seguramente el mejor festival de España y esperemos que nosotros lo podamos seguir viendo. Esperemos que el ayuntamiento de la ciudad sigue respaldando este evento.
Para todo aquel que no ha tenido oportunidad de asistir, que vaya, que no se pierda las callas de Vitoria, su comida, su gente y a esos locos magos que visitan la ciudad en esa semana.
Magialdia es un gran espacio para ver buena magia y como en tantos otros congresos, poder reencontrarse con esos colegas, que se convierten con el paso de los años en grandes amigos.

Un saludo y abrazos. Que viva la magia, que viva Magialdia.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Se respetuoso, gracias.